Victoria electoral de Rohaní provoca caída del dólar

rial_dolar

Victoria electoral de Rohaní provoca caída del dólar de casi el 20 % en Irán

EFE.- El dólar y el resto de divisas convertibles han caído en Irán 20 % en los ocho días transcurridos desde que, el 15 de junio, se conoció la victoria en las presidenciales de Hasan Rohaní.

El dólar, que la víspera de las elecciones del 14 de junio se cotizaba alrededor de 36.500 riales iraníes por unidad, ha caído a algo menos de 30.000, un 18 %, mientras que el euro, que estaba a 47.000 riales, se compra hoy a 37.000, lo que supone un 21 % menos.

En las casas de cambio de Teherán el deslizamiento a la baja de las divisas extranjeras se ha agudizado entre ayer y hoy, cuando han acudido numerosas personas, que durante el último año habían acumulado dólares o euros, a vender ante el temor de que puedan bajar más en un breve plazo.”Quienes van a sufrir esta caída son los pequeños ahorradores que habían comprado dólares para prevenir la inflación galopante que sufrimos, que ahora se van a ver con menos riales mientras los precios se van a mantener”, dijo hoy a Efe un experto bancario en Teherán.La victoria de Rohaní, un pragmático que ha prometido mejorar las relaciones exteriores y más claridad sobre el programa nuclear de Teherán para frenar y reducir las sanciones internacionales a Irán por sus proyectos atómicos, ha generado grandes esperanzas en el país y un optimismo económico que se reflejan en el capítulo cambiario.Desde diciembre de 2011, la cotización del rial había caído a menos de la tercera parte y, si entonces un dólar se cambiaba a unos 11.000 riales, en febrero de 2013 alcanzó un pico algo superior a los 40.000, para estabilizarse posteriormente alrededor de los 35.000 o 36.000 riales.

La cotización libre del rial se mueve casi exclusivamente por motivos internos, con grandes oscilaciones debidas a acontecimientos políticos o diplomáticos, y depende muy poco de movimientos internacionales.

El grueso del mercado cambiario en Irán está controlado por un número limitado de personas y entidades, que tienen capacidad para moverlo de acuerdo con sus intereses, pese a que también existe un gran número de personas que maneja cantidades pequeñas de dólares o euros como refugio contra la inflación.

En el pasado año iraní, que finalizó el 20 de marzo, la inflación admitida oficialmente fue de alrededor del 32 % y el año anterior se reconoció un 23 %, aunque expertos económicos señalaron hoy a Efe que la inflación real ha sido al menos el doble de la registrada.

Anuncios